Aceite de Almendras para las Estrias

Favor de Compartir
  • 3
  •  
  • 1
  •  
    4
    Shares

Aceite de almendras dulces para estrías

El aceite de almendras dulces proviene del almendro (Prunus amygdalus Basch), un árbol originario del Asia Central, donde se cultiva desde hace milenios. En la actualidad, Estados Unidos es el principal país productor de almendros del mundo, seguido de España, donde se cultiva desde hace dos mil años. Su importancia dentro de la industria se debe a los múltiples usos de este fruto, destacando las almendras verdes, confitería y pastelería, diversas bebidas y aceites.

aceite de almendras para las estrias

Obtención del aceite de almendras

El aceite de almendras se obtiene por extracción del contenido en grasas de la almendra. El proceso puede hacerse por prensado en frío con sistemas mecánicos, o bien sometiéndolo a refinado tras la extracción en frío. El aceite idóneo para la piel es el que se obtiene mediante la técnica de prensado en frío, ya que de esta forma conserva intactas todas sus propiedades. Sin embargo en cosmética se utiliza más el aceite de almendras refinado, cuya intensidad aromática es menor. La variedad de almendras dulces es la que aporta los mayores beneficios para el organismo, sin riesgo de toxicidad. Sin embargo debes evitar la variedad de almendras amargas, ya que son tóxicas por contener ácido cianhídrico.

Propiedades dermocosméticas

El aceite de almendras dulces contiene principalmente ácidos grasos monoinsaturados como el ácido oleico (60%), cantidades inferiores de ácidos grasos poliinsaturados (linoleico u omega 3, en un 25%), y apenas un 2% de grasas saturadas (palmítico y esteárico).

Contiene también otros elementos importantes como proteínas, minerales (hierro, calcio, magnesio, fósforo y potasio) y vitaminas (B, tiamina, riboflavina y niacina), por lo que resulta un poderoso hidratante y antiinflamatorio cutáneo. Su alto contenido en vitamina E hace que sea un antioxidante muy reconocido en cosmética, beneficioso para piel y el cabello. Puedes encontrarlo como aceite de almendras únicamente, o combinado con otros aceites esenciales que enriquecen sus propiedades terapéuticas.

El aceite de almendras está indicado para múltiples afecciones, como la psoriasis, dermatitis, erupciones, quemaduras y heridas. Previene la aparición de arrugas y estrías, mejorando su aspecto cuando ya han aparecido. También se utiliza para realizar masajes relajantes. Se puede tomar por vía oral, aunque lo más común es la vía tópica. Tiene propiedades calmantes y emolientes, por lo que suaviza la piel y alivia las irritaciones.

Masaje con aceite de almendras

Incluir el aceite de almendras en tu rutina de belleza será muy provechoso para prevenir y disimular las indeseadas estrías. Para emplear sus propiedades humectantes debes masajear diariamente la zona afectada con el aceite, para lo que necesitarás un guante de crin o esponja de masaje.

Coloca en primer lugar unas gotas de aceite en tus manos y frótalas para calentarlo. A continuación, aplícalo en las zonas donde tengas estrías. Realiza movimientos circulares suaves pero firmes, para que el aceite pueda penetrar en la piel. Lo ideal es repetirlo dos veces al día, después de la ducha, para retener la humedad. Además, ayudará a que tu organismo se libere de las tensiones acumuladas.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *